Viernes, 16 Noviembre 2018
Ultimas noticias
Casa » Trump pide sanciones contra Corea del Norte por lanzar misil

Trump pide sanciones contra Corea del Norte por lanzar misil

15 May 2017

Corea del Norte ya disparó el 12 de febrero desde la misma base aérea de Kusong un misil balístico de medio alcance Pukguksong 2 (Estrella polar-2, en coreano), prueba que fue calificada de éxito por el régimen que lidera Kim Jong-un.

Sin embargo, el ministerio de Defensa ruso afirmó más tarde que el misil se había estrellado a unos 500 km de su frontera y que "no representa ningún peligro" para el país, según un comunicado difundido por las agencias de prensa rusas.

Por su parte, en un anuncio del ministerio de Exteriores de China se pidió "moderación" y recordó que "se opone a la violación por parte de Corea del Norte de las resoluciones del Consejo de Seguridad".

"El presidente (.) expresó su profundo pesar después de la provocación insensata del Norte, lanzada sólo días después del inicio de un nuevo gobierno en el Sur", dijo un portavoz presidencial.

Haley agregó que Estados Unidos "continuará ajustando los tornillos", refiriéndose a las sanciones y la labor con la comunidad internacional para presionar a Pyongyang.

Tras el nuevo ensayo balístico de Corea del Norte, Estados Unidos y Japón pidieron convocar una reunión de urgencia del Consejo de Seguridad de la ONU para evaluar sanciones y medidas en contra del país asiático.

Este lanzamiento es el primero en dos semanas, ya que el último fracasó cuando llevaba pocos minutos de vuelo.

Otra misil de prueba lanzado en marzo también cayó en una zona muy cercana a Japón, desatando alarma en Tokio. "Lo único que vemos son nuevos lanzamientos que ponen a prueba los nervios de Japón, de Corea del Sur y de Rusia", ha lamentado.

Militares japoneses aseguraron que el proyectil cayó en el mar del Este de Japón, a unos 400 kilómetros de la península de Corea.

En los últimos dos meses el régimen de Kim Jong-Un ha realizado cuatro ensayos fallidos consecutivos con misiles balísticos y al menos un lanzamiento exitoso, lo marca un ritmo sin precedentes en el desarrollo y posterior prueba de proyectiles por parte de Corea del Norte.

Pero Haley dejó claro que el nuevo test norcoreano "no es la manera de sentarse (a dialogar) con el presidente (Trump)".