Domingo, 22 Octubre 2017
Ultimas noticias
Casa » Real Madrid transmite su plena confianza a Cristiano Ronaldo

Real Madrid transmite su plena confianza a Cristiano Ronaldo

20 Junio 2017
Real Madrid transmite su plena confianza a Cristiano Ronaldo

La fiscalía de Madrid presentó este martes una denuncia contra el futbolista portugués del Real Madrid Cristiano Ronaldo, al que acusó de utilizar una estructura societaria para defraudar 14,7 millones de euros a la Hacienda española de manera "consciente".

Así ha reaccionado Cristiano Ronaldo, que está en Portugal concentrado con su selección para preparar la Confederaciones, a las preguntas de Deportes Cuatro un día después de que la Fiscalía le haya acusado de un fraude fiscal a Hacienda, que le reclama 14,7 millones de euros por cuatro supuestos delitos cometidos entre los años 2011 y 2014 y por el que se arriesga a una pena de entre 2 y 7 años de cárcel. Las cuotas presuntamente defraudadas son de 1,39 millones en 2011, 1,66 en 2012, 3,20 en 2013 y de 8,50 en 2014, reseñó la agencia EFE.

Conforme a esta jurisprudencia, la Fiscalía presenta la denuncia a fin de que sean los Tribunales los que decidan la relevancia penal de la conducta de Cristiano Ronaldo. Por el momento el delantero del Real Madrid no ha confirmado o desmentido este rumor.

La denuncia, basada en el informe remitido a la fiscalía por la Agencia Tributaria española, considera que en la perspectiva de un contrato con el Real Madrid, que firmó en junio de 2009, Cristiano "simuló ceder sus derechos de imagen a una sociedad" situada en "las Islas Vírgenes Británicas y de la que era socio único".

De hecho, Ronaldo optó "expresamente", en fecha 11 de noviembre de 2011, por el régimen fiscal español aplicable a los trabajadores desplazados al territorio español, por lo que tendría que haber grabado en ese año sus rentas obtenidas ahí al tipo del 24 por ciento y al tipo del 24.75 en los tres ejercicios posteriores.

La fiscalía subraya que el futbolista se ha aprovechado de una estructura societaria creada en 2010 para ocultar al fisco las rentas generadas en España por los derechos de imagen.