Miércoles, 19 Setiembre 2018
Ultimas noticias
Casa » Las 7 cosas que aprendimos de Facebook en las audiencias del Congreso

Las 7 cosas que aprendimos de Facebook en las audiencias del Congreso

14 Abril 2018
Las 7 cosas que aprendimos de Facebook en las audiencias del Congreso

Durante sus dos días de audiencia, Mark intentó explicar qué fue lo que permitió que la información, supuestamente privada, de miles de personas alrededor del mundo fuera robada, y cómo es que una plataforma gratuita gana dinero (por siempre vamos a recordar ese momento en el que voltea los ojos y le explica a uno de los senadores que Facebook vende anuncios), y aunque muchos podríamos pensar que testificar ante el congreso sería el fin de Zuckerberg y su plataforma, la realidad es muy diferente. Pero justo antes de que se sentara en el Capitolio, la red social lanzó un nuevo programa, llamado Data Abuse Bounty, que recompensa a los usuarios que informan sobre cualquier uso indebido de información por parte de aplicaciones.

"¿Mark Zuckerberg está sentado sobre un asiento elevado o es un bloque de baterías?"

"Mis amigos, mis votantes, todos usamos Facebook", indicó Bilirakis. Así que hubo pocas preguntas duras de seguimiento.

Otro dato significativo fue la edad. Durante varias horas, Zuckerberg estuvo respondiendo a las preguntas de decenas de senadores de las comisiones jurídica y de comercio, ciencia y transporte del Senado de Estados Unidos.

El martes, el senador por Utah Orrin Hatch, de 84 años -que ya ocupaba el cargo casi ocho años antes del nacimiento de Zuckerberg- preguntó cómo funcionaba el modelo de negocios de Facebook dado que la red social no cobra por su uso.

Pero Zuckerberg no mencionó que inteligencia artificial es sólo un término que describe un programa informático diseñado por humanos que pueden tener sus propios prejuicios, igual que el algoritmo de Facebook.

"Ciertamente no parece de esa forma para mí", respondió Zuckerberg.

Todo comenzó cuando se dio a conocer el escándalo con Cambridge Analytica, una empresa asociada a Facebook, que, se supo, filtró datos de más de 87 millones de usuarios en Estados Unidos para influir las elecciones presidenciales.

No obstante, "el verdadero reto comienza ahora", dijo Richard Levick, director general de la empresa de relaciones públicas Levick.