Jueves, 21 Junio 2018
Ultimas noticias
Casa » Semana clave entre presiones y paridad de votos — Despenalización del aborto

Semana clave entre presiones y paridad de votos — Despenalización del aborto

12 Junio 2018
Semana clave entre presiones y paridad de votos — Despenalización del aborto

Por eso, el dato central serán las ausencias y las abstenciones. El dictamen que reunirá mayor número de firmas será el que impulsa la legalización del aborto, por lo que será el que primero se trate en el plenario del cuerpo.

Sin militantes en las bandejas y palcos del recinto de sesiones, pero con una movilización en las inmediaciones del Congreso que se presume multitudinaria, habrá un operativo de seguridad de dimensiones importantes.

En el hipotético caso de que la votación resulte empatada, el protocolo es que se vuelva a realizar: de persistir la igualdad, desempatará el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó (PRO), quien tampoco adelantó su postura.

Se trata de un nuevo texto redactado en base al proyecto presentado por la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito, pero que incluye otros proyectos de interrupción voluntaria del embarazo y algunas modificaciones de última hora. Entre los que ya fijaron posición, hay 18 en contra y 7 a favor.

Más cauto, el presidente de la comisión de Legislación General, Daniel Lipovetzky, consideró que el desenlace es de "final abierto" y que se resolverá en el momento de la votación.

Desde los que rechazan la iniciativa, la presidenta de la comisión de Salud, la también macrista Carmen Polledo, argumentó que hay derechos que colisionan, como el de la madre y del niño por nacer.

Por su parte, el macrista Facundo Garretón señaló, en declaraciones periodísticas, que "soy uno de los pocos indecisos que quedan, lo decidiré el mismo miércoles" y señaló que "estoy en contra del aborto pero entiendo que la despenalización es una herramienta para bajarlos" y "es un tema de salud pública".

También se modificó el artículo que habilitaba a las menores de 16 años a practicarse un aborto sin la autorización de sus padres; el dictamen remite a lo dispuesto en el Código Civil y Comercial, que dispone que ante tratamientos invasivos -y el aborto lo es- las jóvenes de entre 13 y 16 años deben tener el consentimiento de sus progenitores. Sobre todo, aquellos que manifestaron su posición a favor del proyecto, desprendidos de la opinón de la siempre operadora en sombras Iglesia Católica. "Estamos todos a favor de la vida y queremos decidir". Declara legal el aborto hasta la semana 14ª de embarazo y por encima de ese límite si hubiera riesgo de vida de la mujer, malformaciones fetales incompatibles con la vida extrauterina (por ejemplo, anencefalia, cuando se sabe que el bebé nacerá muerto o morirá a los días de haber nacido) y violación.

Entre esos cambios se analiza incorporar la objeción de conciencia, que habilitaría a los profesionales a ejercerla de manera individual, pero no así a las instituciones de salud.

En ese sentido, afirmó que la enseñanza de Educación Sexual Integral se concretará a partir de 2019 "para todos los niveles educativos".