Jueves, 20 Setiembre 2018
Ultimas noticias
Casa » Deportes: Decepcionado, pero con ganas de volver

Deportes: Decepcionado, pero con ganas de volver

14 Julio 2018
Deportes: Decepcionado, pero con ganas de volver

Sobre la Pista número uno, en la que Federer , habituado a jugar en la Central, jugó por primera vez desde 2015, Anderson firmó 28 aces y 65 golpes ganadores.

Por su parte, Raonic, aquejado de unos problemas físicos en la pierna izquierda, no podrá igualar la final de 2016, su mejor resultado en el All England Club.

Más allá del "rodillo" de los veteranos, todo hace pensar que la maduración profesional en el mundo del tenis ha variado, y que los jóvenes necesitan más tiempo para dar el salto a los primeros puestos de la clasificación ATP, y, especialmente, hacerse con algún título grande. La de este miércoles es la segunda afrenta sobre hierba en menos de tres semanas, tras caer en la final de Halle con el croata Borna Coric.

Ahora, Kevin Anderson se enfrentará al ganador entre el canadienseMilos Raonic y el estadounidense John Isner en las semifinales del presente torneo.

No sólo eso, Federer empezó con todo en el quinto, pero el espigado jugador sudafricano no se amilanó, e incluso se repuso de un match point en el décimo juego y siguió adelante hasta completar su hazaña, con un quiebre en el 11-11 del quinto.

Anderson es el primer sudafricano en llegar a las semifinales de Wimbledon desde que Kevin Curren lo hizo en 1983. Tras ser finalista del US Open el año pasado, provocó la gran conmoción de la jornada de Wimbledon al vencer al rey en su propio castillo. Arrebató el saque al suizo a continuación y ganó el suyo poco después.

Wimbledon es uno de los torneos preferidos de Roger Federer, uno de los lugares que más satisfacciones le dio en su carrera. Federer después perdió confianza. Su juego de ataque desapareció. Se quedó anclado en el fondo desde donde Anderson estaba fuerte, seguro y confiado en su seguro revés a dos manos con el que hacía correr al de Basilea. El suizo no se movía hacia adelante, no quería ir a la red. Para colmo cometió una doble falta, la primera suya en el partido, en el 11-11, bola de rotura.