Sábado, 20 Octubre 2018
Ultimas noticias
Casa » Evo Morales inaugura con una fiesta el polémico palacio presidencial de Bolivia

Evo Morales inaugura con una fiesta el polémico palacio presidencial de Bolivia

12 Agosto 2018
Evo Morales inaugura con una fiesta el polémico palacio presidencial de Bolivia

Luego de una ceremonia andina, junto a sectores sociales afines a su gobierno, el mandatario ingresó a las nuevas instalaciones.

Representantes del pueblo indígena boliviano realizaron un ritual ancestral para bendecir la inauguración del nuevo recinto. Explicó que la Casa Grande del Pueblo fue construida para dejar atrás al Estado inquilino y centralizar al Ejecutivo para atender mejor las necesidades de la población boliviana. El Palacio de Gobierno o Quemado, un edificio de 1551, construido en la plaza Murillo de La Paz, para el mandatario indígena es un símbolo de los gobiernos neoliberales que despojaron al Estado de su riqueza, su patrimonio y su memoria. Además, indicó que con esa infraestructura para el Ejecutivo se deja un Palacio Quemado donde -según la historia- fueron asesinados al menos tres presidentes (Manuel Isidoro Belzu, Agustín Morales y Gualberto Villarroel) y se realizaron varios fusilamientos y descuartizamientos a rebeldes que lucharon por la libertad y la patria.

La ministra de Comunicación, Gisela López, afirmó ayer que la Casa Grande del Pueblo no es “propiedad de una persona”, sino que se trata de un bien público del Estado; por lo tanto, “es incorrecto señalar que se trata del palacio de Evo”.

Esta infraestructura, que será inaugurada hoy a partir de las 17:00, hora local, cuenta con 25 pisos, tres sótanos, un helipuerto, y espacios con elementos de la arquitectura tiwanacotas y que llevan nombres de líderes y regiones indígenas y ancestrales del país.

La nueva sede del gobierno boliviano consta de 28 plantas: el despacho presidencial estará en el piso 23, en el 13 se efectuarán las reuniones del gabinete de ministros y en el piso 21 estará la sala de prensa. El ministro de la Presidencia, Alfredo Rada, resaltó el acompañamiento de las organizaciones y movimientos sociales de Bolivia en la inauguración de esa obra, que recibirá y atenderá a todos los bolivianos sin distinción.

"Nosotros debemos decir que esa visión grande estatal territorial estamos viéndolo hoy, porque ha decidido usted presidente (Morales) reunir el trabajo de los ministerios para que estén evitando ir de un lado a otro, esto quiere decir que la eficiencia del Estado va a aumentar", señaló ante la concurrencia.

Por su parte, la Casa Grande del Pueblo representa el proceso de cambio, económico, social y cultural que vive Bolivia desde 2006, año en que comenzó la gestión del presidente Morales.