Miércoles, 14 Noviembre 2018
Ultimas noticias
Casa » Donald Trump amenaza con paralizar el Gobierno si intentan investigarlo

Donald Trump amenaza con paralizar el Gobierno si intentan investigarlo

08 Noviembre 2018
Donald Trump amenaza con paralizar el Gobierno si intentan investigarlo

"Con esta nueva mayoría demócrata vamos a honrar los valores de nuestros padres fundadores", insistió la congresista por California en su discurso de victoria, tras rechazar la división y subrayar la necesidad de "restaurar el control y la división de poderes".

Los demócratas de la Cámara de Representantes de Estados Unidos se preparaban desde ayer para ser el cuerpo opositor a las políticas del presidente Donald Trump, después de dos años de control absoluto de los republicanos en la Casa Blanca y las dos Cámaras del Congreso.

"Se trata de restablecer los controles y los balances de la Constitución para la administración Trump", expresó Nancy Pelosi, líder de la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes, la noche del martes. "Los que no lo hicieron ¡Adiós!", escribió Trump en su tuit.

Donald Trump se enfrentó ayer a un periodista en la rueda de prensa sobre los resultados de las elecciones legislativas y volvió a referirse a los medios de comunicación como “el enemigo del pueblo”.

Luego se anunció que más tarde el miércoles el presidente ofrecería una conferencia de prensa.

Seguramente los demócratas, que fueron objeto de ataques extremos por parte de Trump durante la campaña, aprovecharán la oportunidad para devolver los golpes. "Eres un maleducado, la CNN debería estar avergonzada de sí misma por tenerte a ti trabajando para ellos", lo retó.

El cargo de presidente de la Cámara de Representantes del Congreso es el tercero más importante del país, después del de presidente y vicepresidente y es un puesto que Pelosi, de 78 años, ya ocupó entre 2007 y 2011.

El triunfo de los demócratas en la Cámara de Representantes supone una amenaza a Trump, que podría ser investigado y eventualmente llevado a un impeachment (juicio político). La agresiva campaña de Trump, que surtió efecto en algunas victorias clave, sugiere que el mandatario seguirá confiando en la confrontación.

En cambio, se espera una avalancha de investigaciones lanzadas por los demócratas desde la Cámara, con un enfoque en cuestiones éticas que giran en torno al presidente y los miembros de su gabinete, incluidos miembros de su familia.

No creemos que será caótica la situación interna en el Congreso. Hasta ahora tienen 51 de los 100 escaños, pero podrían sumar más ya que aún faltan los resultados finales de Florida, Misisipi, Arizona y Montana.

La Casa Blanca ha estado haciendo hincapié sobre las aciagas perspectivas históricas que enfrentaba: en las tres últimas décadas, 2002 fue la única elección de mitad de legislatura en la que el partido que gobernaba logró más bancas en el Senado.

Pese a contar con resultados económicos descollantes, con una expansión de la economía y un desempleo del 3,7%, perder el control del Congreso es un revés para Trump, lo que dejó en claro que el votante estadounidense no sólo se fija en los bolsillos, como también demuestra el arrollador avance de las mujeres en el nuevo Parlamento.

Casi el 40% de los electores votaron para expresar su oposición al presidente, según AP VoteCast, una encuesta a nivel nacional, mientras que alrededor de un 25% señaló que votó para mostrar su apoyo a Trump.

Mitt Romney, feroz detractor de Trump en filas republicanas, llegó al Senado por Utah y muchos se preguntan ya si tomará el lugar de John McCain, fallecido en agosto, como una de las voces críticas del mandatario.

Los demócratas -que sacaron fuerzas de la población más diversa de las ciudades- y los republicanos -que se atrincheraron en las áreas rurales mayoritariamente blancas- no lucen dispuestos a una mayor colaboración, sino al contrario.