Miércoles, 17 Julio 2019
Ultimas noticias
Casa » Papa Francisco visita a Benedicto XVI

Papa Francisco visita a Benedicto XVI

15 Abril 2019
Papa Francisco visita a Benedicto XVI

El papa emérito Benedicto XVI culpó a los escándalos de abuso sexual de la Iglesia católica en parte a la revolución sexual de la década de 1960.

Benedicto XVI, que vive recluido en un pequeño monasterio de la Ciudad del Vaticano desde que renunció al cargo hace seis años, afirma que la Revolución de 1968 defendió una "libertad sexual" sin "normas", que hacía de la pedofilia algo "permitido y apropiado ".

El religioso aseguró que con la publicación, su intención es contribuir a esta "hora difícil" que atraviesa la Iglesia Católica, y que decidió hacerlo luego de la cumbre que se celebró en febrero en el Vaticano, liderada por el papa Francisco y que incluyó a los presidentes de las conferencias episcopales de todo el mundo.

El documento de 18 páginas titulado "La Iglesia y los abusos sexuales" será publicado en la revista mensual "Klerusblatt", dedicado al clero católico en Baviera, y fue adelantado hoy por varios medios de comunicación, incluido el diario italiano "Corriere della Sera", o la agencia católica de noticias Aciprensa. Asimismo, para el Papa alemán parte de la fisionomía de la Revolución del 68 fue que "la pedofilia también se diagnosticó como permitida y apropiada". En él, además, Benedicto XVI se centra en las experiencias vividas durante su juventud en Alemania y habla de "clubes de homosexuales" formados "en varios seminarios que actuaban más o menos abiertamente" y que "cambiaron significativamente el clima que se vivía en ellos".

Ratzinger analiza el contexto histórico que ha llevado a esta plaga de los abusos argumentando que desde la década de los 60 "los estándares vinculantes hasta entonces respecto a la sexualidad colapsaron completamente" en la sociedad, y cita algunos ejemplos de su patria natal, Alemania.

"Una sociedad en la que "Dios está ausente (.) es una sociedad en la cual se pierde siempre más el criterio y la medida del humano", explica".

"¿Por qué la pedofilia alcanzó tales proporciones?", escribe. "Al final, eso se explica por la ausencia de Dios", convertido en una "preocupación de orden privado de una minoría" de fieles, continuó. Para muchos -prosigue- "la crisis, causada por los numerosos casos de abusos clericales, les impulsa a considerar a la Iglesia como algo casi insostenible, que ahora debemos tomar en nuestras propias manos y rediseñar". Sin embargo, para Ratzinger "una Iglesia que se hace a sí misma no puede constituir esperanza".

En el texto, el papa emérito constata con amargura una "sociedad occidental, donde Dios desapareció del espacio público" y donde la Iglesia es percibida como "una especie de aparato político".

Y especifica: "Sí, hay pecado y mal en la Iglesia, pero incluso hoy existe la Santa Iglesia, que es indestructible".

El cardenal Robert Sarah ha hecho público en Twitter un mensaje de agradecimiento al papa emérito Benedicto XVI por publicar su análisis de la crisis que padece la Iglesia.