Jueves, 25 Abril 2019
Ultimas noticias
Casa » Joven sufre derrame cerebral tras 'estirarse'

Joven sufre derrame cerebral tras 'estirarse'

17 Abril 2019
Joven sufre derrame cerebral tras 'estirarse'

En un momento se acomodó el cuello, haciéndoselo sonar, y escuchó un fuerte crujido poco normal, pero que no le dio mucha importancia.

Pensó en llamar a emergencias, pero como había tomado unos tragos pensó que estaba ebria, así que no quiso hacerlo.

No obstante, mintutos después finalmente llamaron a emergencias. "Soy paramédica y no llamé al 999 durante diez minutos".

Kunicki nació en Canberra, Australia, y se mudó a Londres en diciembre de 2017 (Facebook). Allí, le dijeron que su arteria vertebral, una importante en el cuello, se había reventado cuando se sonó el cuello.

Natalie jamás imaginó que la razón de su parálisis era un derrame cerebral porque se encontraba saludable y es joven.

Tuvo que ser sometida a una cirugía de urgencia, en donde los médicos repararon la arteria estallada. Sin embargo, creen que se disolverá a tiempo.

Agregando que "no fumo, realmente no bebo, no tengo antecedentes familiares de accidentes cerebrovasculares, así que es muy extraño que me pasara cuando me estaba moviendo en la cama". Hacer ejercicios diarios la ayudó a utilizar nuevamente su pierna, su brazo y su mano. Los doctores esperan que recupere la movilidad en un periodo de entre 6 y 12 meses.

El caso de una joven que recientemente sufrió un derrame cerebral tras tronarse el cuello ha hecho que los médicos lancen una alerta sobre este peligroso hábito.

"La disección arterial puede causar un accidente cerebroesquelético (que "emite" el vaso) si se forman coágulos en la región después de un trauma en el cuello y causan, posteriormente, el bloqueo de los vasos sanguíneos en el cerebro", afirma la asociación, y el neurólogo José Biller, principal autor de la declaración, detalla las posibles causas: "Los movimientos súbitos de hiperextensión y rotación del cuello pueden resultar en una señal de las arterias cervicales". "Mi caso es uno en un millón, pero esto puede suceder incluso haciendo actividad física", advirtió.